rutas senderismo bicicleta de montaña noroeste madrid mountain bike mtb bici todoterreno btt mountain biking ciclismo montañismo

Enlazada de los tres pasos de Fuenfría

  • Modalidad: Senderismo
  • Recorrido: Circular
  • Dificultad técnica: Fácil
  • Dificultad física: Media
  • Distancia total estimada: 12 kilómetros
  • Altitud de partida: 1390 m. (aparcamiento de Majavilán, en las Dehesas de Cercedilla)
  • Altitud mínima: La del punto de partida
  • Altitud máxima: 2026 m. (Cerro Minguete)
  • Desnivel acumulado: 850 metros
  • Tiempo: 4 horas
Además del puerto de la Fuenfría, lugar de paso tradicional para quienes antaño atravesaban la Sierra de Guadarrama entre Madrid y Segovia, el valle de la Fuenfría cuenta con otros pasos de montaña que comunican ambas vertientes. Los más transitados son: Collado Ventoso, al este del puerto principal, y Collado de Marichiva, al suroeste del mismo. La propuesta de esta ruta es enlazar los tres y, de camino, ascender las cumbres que los separan.

Comenzamos a caminar en el aparcamiento de Majavilán, en las Dehesas de Cercedilla. Seguimos el trazado de la calzada romana hasta llegar al Puente del Descalzo, que salva el arroyo de la Fuenfría, y continuamos por el empedrado de la calzada borbónica, que es la forma más directa de subir a la Pradera de Corralitos, donde convergen la propia calzada borbónica, la calzada romana, la Carretera de la República y el Camino Schmid.

Puente del Descalzo, cerca del inicio de la ruta.
No voy a detenerme en explicaciones sobre los históricos caminos que recorren este valle. Ya ha quedado constancia en el desarrollo de otras rutas y hay muchos recursos en Internet para quien desee ampliar la información sobre este interesante tema. Me remito, por ejemplo, a lo comentado en la ruta de Majalasna, de la cual he "robado" las tres primeras fotos que uso en esta, o en la dedicada a Los Grandes Puertos:
Para ver la ruta de "Majalasna, el desconocido hermano menor", hacer clic aquí
Para ver la ruta de "Los grandes puertos", hacer clic aquí

Continuamos...

Empedrado de la Calzada Borbónica
En la Pradera de Corralitos, tomamos la Carretera de la República durante unos metros y, poco más adelante, seguimos por el Camino Schmid, que veremos a nuestra izquierda, señalizado con marcas amarillas.

Más arriba, el Schmid se solapa durante unos pocos metros con el trazado de la calzada romana. Hay que estar atentos para girar a la derecha y no seguir por esta última. Tras una pronunciada cuesta, veremos a nuestra izquierda, bastante cerca y sobre nuestras cabezas, el gran muro de contención de la Carretera de la República, que sustenta la estructura en el tramo del mirador de la Calva, también llamado de la Reina.

Alcanzaremos la altura de la carretera y cruzaremos sobre la misma. Inmediatamente, de frente, veremos unos escalones y la fuente de Antón Ruíz de V., un excelente lugar para hacer una pausa y refrescarnos.

Fuente de Antón Ruiz de Velasco, junto al camino Schmid.
A medida que seguimos subiendo, vamos disfrutando de bonitas vistas, especialmente de los más occidentales de los Siete Picos. Cuando las rampas se suavizan es porque estamos llegando al primero de los objetivos de esta ruta: el Collado Ventoso, situado a 1896 metros de altitud. El Camino Schmid continúa, ya por la vertiente segoviana, en dirección al puerto de Navacerrada, pero nosotros lo abandonamos en este punto.

Este es otro buen sitio para descansar, muy transitado por excursionistas, con abundante pradera y la Fuente de los Alevines a apenas un centenar de metros hacia el sur; aunque, con mal tiempo, se convierte en un lugar inhóspito, haciendo honor a su nombre. Hasta aquí, la ascensión ha discurrido entre frondosos pinares que proporcionan sombra en verano y protegen contra el viento en invierno, haciendo más cómoda la caminata.

Mojón de puerto en el Collado Ventoso
Nos dirigimos ahora hacia el noroeste, para continuar ascendiendo hacia la primera de las cimas de la jornada. A medida que ganamos altura, los pinos van desapareciendo y nos dejan la vista despejada para contemplar bonitas panorámicas.

No nos costará mucho ganar la cresta. Una vez arriba, el sendero hasta la cumbre, situada más hacia el oeste, es casi llano. Así coronamos el Cerro Ventoso, de 1964 metros de altitud, desde el que podemos divisar los siguientes objetivos de nuestra ruta. He aquí un par de fotos tomadas en este lugar:

En la cima de Cerro Ventoso, con el macizo de Peñalara al fondo.
Después pasaremos por Cerro Minguete y Peña Bercial...
Iniciamos el descenso. En línea recta apenas supera el medio kilómetro, aunque será más largo porque habrá que zigzaguear un poco para evitar matorrales y pedregal. Así llegaremos al segundo de los pasos de montaña: el Puerto de la Fuenfría, situado a 1792 metros de altitud.

Cuando, por causa de la Guerra Civil Española, se abandonó definitivamente el proyecto de construcción de la Carretera de la República -también llamada Carretera Puricelli, pues ese era el nombre de la empresa encargada de ejecutar las obras- este puerto cayó definitivamente en desuso como vía de comunicación entre las dos vertientes guadarrameñas. Actualmente sigue siendo muy transitado, pero solo por senderistas y ciclistas. Sin embargo, dando cortos paseos por las proximidades, se pueden hallar numerosos vestigios del esplendor de otros tiempos.

Puerto de la Fuenfría
Sin tomar ninguno de los caminos que se abren en todas direcciones, hemos de continuar hacia el oeste para iniciar una nueva ascensión. A medida que avanzamos ladera arriba, veremos las peculiares formas que tienen aquí los troncos de los pinos, retorcidos hasta lo extremo en su incesante lucha contra los fuertes vientos a medida que van creciendo.

No sin esfuerzo, coronaremos el Cerro Minguete, punto más alto de esta ruta, con sus 2026 metros de altitud. Muy cercano, hacia el norte, vemos la inconfundible figura cónica del Montón de Trigo. Al noroeste, también cerca, el macizo de la Mujer Muerta. Al oeste, a nuestros pies, el nacimiento del valle del Río Moros. Hacia el suroeste continúa la cuerda de la Sierra de Guadarrama. Al sur, bajo nosotros, el valle de la Fuenfría. Hacia el este, el otro lado de la cresta serrana, con Cerro Ventoso, de donde venimos, y los Siete Picos en primer término. Y hacia el noreste, destacan los impresionantes pinares de Valsaín en la cuenca del Eresma.

Puerto de la Fuenfría y Cerro Ventoso desde Cerro Minguete. Desde el centro de la imagen, hacia la derecha, se observa el trazado de la Carretera de la República.
Cambiamos ligeramente de rumbo y nos vamos hacia el suroeste, siguiendo la cresta. Un corto y suave descenso, seguido de una leve ascensión, nos llevará hasta la última cumbre de la jornada: Peña Bercial, que cuenta con 2002 metros de altitud.

A partir de este punto todo lo que queda por delante es descenso. Esta cima no es muy transitada, por lo que no está demasiado claro el mejor sendero para bajar. Además, parece que todo el mundo se empeña en dejar sus propios hitos de piedras, otorgando a su particular vía la categoría de idónea, por lo que las marcas pierden su utilidad ya que muchas de ellas inducen a error. Creo que lo mejor es seguir la cresta unos pocos metros hacia el oeste y después bajar en línea casi recta hacia el sur, tratando de dañar lo menos posible el matorral con nuestro paso.

El Collado de Marichiva visto desde la cima de Peña Bercial
Llegaremos al Collado de Marichiva, ubicado a 1753 metros de altitud, entre Peña Bercial y la Peña el Águila; el tercer y último de los pasos de montaña de esta ruta. Comunica los valles de Fuenfría y Río Moros, y es lugar de paso para varias rutas descritas en este sitio web.

Ignoramos la ancha pista forestal de la Calle Alta, que pasa por allí, y tomamos el sendero que desciende hacia el fondo del Valle de la Fuenfría, adentrándose en el pinar. Tras una larga bajada, con fuertes pendientes, este sendero converge con otro cuya desnivel es más suave. A partir de aquí, prestamos atención porque, poco después de cruzar sobre un arroyo, el de Majavilán, hemos de abandonar el camino y tomar alguna de los senderos que, a nuestra izquierda, bajan directamente hacia la Carretera de la República, en las proximidades de la fuente y el aparcamiento de Majavilán, punto de inicio y final de esta ruta.

Sin contar las paradas, habremos invertido unas 4 horas en completar los aproximadamente 12 kilómetros que tiene este itinerario.

Esta es la gráfica con el perfil del recorrido:

Y este es un recorte de cartografía de la zona:
Mapa de la ruta - Visor SigPac - http://sigpac.mapa.es/fega/visor/